Fotografía gastronómica | Consejos y trucos para hacer fotos de comida

El estilismo culinario – o food style en inglés – se basa en el sentido de la vista para conseguir el interés por la comida. En ausencia del gusto y el tacto, los fotógrafos profesionales de alimentos utilizan técnicas que te persuaden como observador y te dejan boquiabierto. Es el fin de la fotografía gastronómica, ser capaz de capturar en una foto “el sabor” y textura de los alimentos, mediante la luz y la composición del plato.

En este artículo te daré algunas pautas para conseguir la fotografía que buscas. Normalmente es imposible montar un set de iluminación en un restaurante, por lo que me basaré principalmente en consejos que puedas aplicar rápidamente en cualquier lugar.

El arte de fotografiar comidas

Cuando ves esas fotos de comida tan apetecibles, hay que tener en cuenta que en muchas ocasiones estás ante un trabajo profesional. Detrás de estas fotos, están los estilistas culinarios, el chef y los fotógrafos profesionales, con equipo técnico y herramientas para lograr que tus ojos se desorbiten al contemplar sus creaciones.
Pero tomar una foto que te deje con ganas de salir corriendo al restaurante, también abarca el momento apropiado, los ingredientes perfectos, las formas y texturas de los alimentos, la organización de la mesa y muchos otros factores.

¿Es fácil tomar fotos de comida?

Básicamente, el estilista culinario es el responsable de embellecer la comida para hacerla más atractiva a la vista. Por su parte, el fotógrafo, se vale de ciertas técnicas que bien utilizadas, harán babear a cualquiera con el resultado. El estilistilista culinario está presente en campañas de publicidad para grandes marcas como McDonalds, en este vídeo pudes ver cómo es una sesión de fotos a este nivel (ya podrían las hamburguesas parecerse en algo a las de las fotos).

¿Cómo fotografiar comidas?

No hay duda de que el trabajo de los cocineros es fundamental pero la principal responsabilidad para que una mini hamburguesa de 220 gramos te invite a devorarla, recae sobre todo en el fotógrafo, que utiliza el encuadre y la iluminación adecuada entre otros elementos para favorecer la imagen capturada.
Bien sea por placer o por trabajo, si quieres que tus capturas transmitan una historia, un sentimiento e inciten a otros a degustar lo que se ve en la imagen, asegúrate de poner en práctica estos aspectos.

Aspectos a tomar en cuenta para fotografiar platos de comida

No creas que por tener un teléfono de última generación, lograrás una foto que seduzca al paladar aunque una buena cámara ayuda siempre.

  • Observa a los que saben, inspírate ojeando perfiles de fotógrafos gastronómicos y analiza por qué sus fotos funcionan y cómo podrías hacerlas tu. La mayoría de las comidas que vemos en fotos profesionales están perfectamente pensadas y estudiadas.
  • Haz la foto con el plato recien servido, tendrá más brillo, textura y estará mucho más organizado.
  • Sé creativo y aprende sobre temas culinarios y los aspectos que más gusta a las personas.
  • Puedes ayudarte de fondos neutros para resaltar la textura de la comida en cuestión y evitar distraciones con el fondo.
  • Realiza disparos en ráfaga y no te conformes con la primera foto que hagas, cambia el ángulo, la profundidad de campo o el balance de blancos para conseguir la foto que buscas.
  • Trata de contar una historia y que no te dé miedo involucrar las manos. Sujeta los cubiertos, el vaso o simplemente coloca la mano al lado del plato, su tu historia se complementa mejor así, adelante.

cómo hacer fotos de comida

  • Si lo puedes evitar no utilices filtros, la comida debe presentarse tal y como es. El éxito, depende más de aspectos como la técnica y la composición.
  • Limpia el fondo antes de tomar la foto. De esta manera, evitarás elementos que puedan distraer como manchas, migas de pan o elementos que no tienen por qué estar ahí.
  • Los platos de color blanco son ideales para servir comida de colores vivos.

Cómo tomar la foto perfecta de un plato de comida

Partiendo de que las mejores fotos, son aquellas que presentan la comida lo mas apetecible posible, toma nota de estas sugerencias para lograrlo:

  • Si utilizas tu smartphone o una cámara compacta, ten presente que la calidad de imagen se verá afectada en ambientes de baja iluminación, como sucede en muchos restaurantes. Vigila la sensibilidad ISO para que no aumente demasiado y aparezca ruido, utiliza una apertura de diafragma lo más abierta posible para ganar luz y una velocidad de obturación lo suficientemente rápida para no perder nitidez.
  • Sujeta bien el teléfono para disminuir el riesgo de trepidación o movimiento.
  • Si estás en un restaurante, escoge ponerte cerca de una fuente de luz natural, pero evitando que los rayos solares den directamente sobre el plato a fotografiar.

cómo hacer fotos a platos de comida

  • Olvídate del resto de los comensales, que puedan mirarte raro al fotografiar tu plato antes de comerlo. No tengas miedo de moverlo y jugar con los ángulos para la foto (cuidado que no se te enfríe).
  • Si no cuentas con una buena fuente de luz natural, olvida tu proyecto fotográfico por esta vez y dedícate a disfrutar la comida. El flash no suele ayudar en este tipo de fotografía a menos que cuentes con reflectores y ventanas de luz que la suavicen.
  • Al tomar fotos de comida al aire libre, debes saber que el calor afecta a la frescura de un plato de ensalada. Para esto, puedes utilizar una base de hielo que la conserve por más tiempo. El limón también ayudará a evitar la oxidación de los vegetales y frutas, mientras consigues un buen ángulo.
  • Aprende a usar bien las opciones de fotografía de tu smartphone. Incluso puedes tomar un curso rápido sobre edición y cómo usar la luz natural al hacer fotos de comida con tu móvil.
  • Un truco para que las bebidas se vean frías sin lidiar con el hielo real que se derrite, es utilizar un pulverizador con agua.

fotografía de alimentos

6 consejos de expertos para capturar una foto de comida perfecta

Los expertos en fotografía gastronómica, dicen que se debe entrenar el ojo para lograr la foto perfecta. Comienza por ver fotos de comida y seguir cuentas reconocidas en las redes sociales para aprender de los expertos.

Otros consejos que puedes seguir son:

  1. Un secreto para lograr una foto de comida perfecta, es combinar el rojo con el verde, el tomate y la lechuga son un buen punto de partida para practicar en casa.
  2. El mejor momento para hacer la foto es cuando el plato está recién servido. Bien sea caliente para inmortalizar el humo, o frío para capturar su frescor, dispara varias veces para asegurar la foto.Cómo hacer fotografías a la comida
  3. Si estás empezando en este tipo de fotografía, el ángulo de 45° es tu mejor aliado. Para lograr este encuadre, toma la foto desde la misma posición de tus ojos.
  4. Crea momentos. Aunque la comida es estática, si estás pendiente, podrás capturar instantes como cuando te sirven el vino en la copa, cuando se flamea un plato con brandy o cuando se sirve el aderezo sobre la ensalada.
  5. Al componer, no todo debe estar en estricto orden y limpieza. Una foto inolvidable puede ser aquella que deja ver una taza de chocolate chorreando, unas migas de pan en la mesa o el corte de un trozo de carne a medio cocer.
  6. No desesperes en tu intento por lograr una buena foto. Recuerda que los profesionales pasan muchas horas y requieren de equipos especiales de iluminación y edición posterior.

10 trucos para fotografiar comida

Te dejo algunos trucos prácticos de los que se valen los estilistas culinarios y fotógrafos profesionales. Si aprendes a usar bien estos trucos tus fotos gastronómicas mejorarán en poco tiempo.

Luz y dramatización

Lo más importante al hacer fotos de comida tiene que ver con la luz. Para aportar dramatismo y buena luz lo ideal es que esta cree algunas sombras que formen las texturas y aporten volumen al plato. Una buena alternativa es colocar el plato a fotografiar cerca de una ventana, para captar la luz natural.

hacer buenas fotos a alimentos

Juega con el ángulo

Prueba varios ángulos y practicando el “ensayo y error” hasta conseguir la foto que buscas. Claro que el factor tiempo es vital en este tipo de fotografía, pues la frescura de los alimentos influye en el resultado final.

Fotos con alimentos poco cocidos

Los expertos recomiendan cocinar poco los alimentos para obtener un mejor resultado. En el caso de los vegetales, cuando están crudos tienen más colores y mientras más cocidos, pierden su color natural.

Captura bebidas con movimiento

De las fotos de alimentos, las bebidas son las menos generosas con la cámara. Practica haciendo fotos de una bebida mientras la sirves, por ejemplo en una copa de vidrio, en lugar de solo el vaso con la bebida estática.

Aplica profundidad

Para lograr este efecto primero debes decidir que elemento del plato quieres resaltar. Si tienes un pescado con puré de patatas y brócoli, quizás quieres enfocarte en el pescado como el protagonista. Si no te decides, entonces utiliza la técnica de los colores. Enfoca el alimento de color más cálido y que lo demás se mantenga en segundo plano.

Sé rápido

La comida puede estropearse muy rápido, un sándwich con queso fundido no se verá bien si dejas pasar mucho tiempo para tomar la foto. Lo mismo sucede en el caso de la ensalada, una sopa humeante o un helado que se derrite rápidamente. Así que la rapidez es un elemento vital para capturar buenas fotos de comida.

Evita los excesos

Aquí también aplica el término, menos es mas. La sencillez y las pequeñas porciones son más atractivas dentro de la fotografía gastronómica porque es más fácil componer con ella o hacer el plato más agradable al ojo humano.

Enfoca el punto más cercano al objetivo

De esta forma lograrás una nitidez única. Le dará profundidad de campo a las fotos, haciendo la comida el centro de la fotografía mientras que los elementos secundarios se van perdiendo.

Captura desde el nivel del plato

Si quieres lograr una sensación de cercanía única y muy realista, lo correcto es estar lo más cerca posible del plato a fotografiar. Un encuadre desde muy alto te dará una perspectiva poco atractiva. Prueba este consejo y te sorprenderá el resultado.

fotos de hamburguesas

Agrega elementos útiles

Para tomar fotos de comida como una hamburguesa, colocar un trozo de papel dentro del plato, le dará un lindo toque artesanal. Los platos sobre una mesa de madera, transmiten simplicidad y autenticidad. Además, servir la comida en una vajilla sencilla hace que la comida sea la protagonista de la foto.

Consideraciones al publicar fotos de comida

Recuerda que, si vas a capturar las fotos de la comida de cierto restaurante en el que aparezca su logo o nombre, lo correcto es pedir permiso para ello. Muchos restaurantes cuidan al detalle su imagen y la publicidad que puedan recibir a través de dichas fotos.
Por otra parte, si una foto tuya no le hace justicia al plato, sé sincero con tus lectores o seguidores y aclara que pueden existir variaciones entre la foto y la comida real, por factores que escaparon de tus manos. Así te creas una buena reputación y cuidas tus espaldas.

Estás listo para fotografiar platos gastronómicos

Ya sabes que una comida agradable a la vista te abre el apetito. Con la fotografía gastronómica, este efecto también es posible. Ahora, que ya te he dado los trucos, consejos y secretos sobre cómo tomar fotos de comida, sólo te queda practicar.
Afortunadamente, este post tiene los ingredientes necesarios, para que te conviertas en todo un “food styling” y hacer las delicias de tus seguidores en redes sociales. Quién sabe, hasta podrías convertir tu pasión en tu profesión.

Tal vez te interese:

Fotografiar estrellas con éxito

Qué es la regla de los tercios

Discos duros externos para copias de seguridad

Libros de fotografía más recomendados

Programas para editar fotos

Fotografía gastronómica | Consejos y trucos para hacer fotos de comida
Tu voto es importante

Leave a Response